Bilbo gauean…denboraren aurka korrikan #BilbaoNightMarathon

Bizitza gogorra bezain tristea da denboraren aurka lan egiten duzunean etengabean. Horretara oso ohituak gaude baina korrikazeok. Gure areriorik handiena denbora bera da eta bera gainditzeko hainbat eta hainbat indar zahutzen dugu. Eta denboraren aurkako horretan gaztetu egiten gara; bera baino gehiago nahi izate horretan, gure bizitzeko modua aldatzen dugu; norgehiago horretan, gure elikagaia ere aldatzen doa, denborari pixkat aurrea hartzen diogula pentsatzen dugu eta horretan zoriontsu bilakatzen gara eta jakiña, horretan guztian gure bizitzari izugarrizko esanahia ematen diogu, horrek egiten gaitu gizaki edozein lehentasunaren gainetik.

Ba, hori eta askoz gehiago egi bihurtzeko asmotan bildu gara gaur Bilbon hamaika korrikalari. Bilboko kaleak gaur dotere bilakatu zaizkigu guri, lasterketalarioi, ongi etorririk beroena eman nahian. Baina eta ez al da korrikan egitea bene-benetan betetzen gaituena? Ez al da gure erlojuaren aurkako gatazka horretan, aurkitzen ditugun bizitzeko gureak zeharo betetzen gaituztenak? Eta hori guztia horrela bada, zer dela eta hainbeste dotoretasun? Zer dela eta ibilbidean zehar aurkitu ditugun horrenbeste, dizdira, tresna eta tramankulu berri? Gure bizitzarako behar ditugun erantzun guztiak korrikaldian aurkitzen baditugu, zertarako gainontzekoa? Horretan aritu naiz gaurko lasterketan ausnartzen eta buruan bueltaka eta bueltaka…

19´30etan elkartu gara korrikazale gogotsuak gure gaurko saioari hasi aurretik. Senide hau gero eta handiago da eta berehala objetivo handiagoko kamerak beharko ditugu gure argazkiak egiteko. Aurrera doan taldea gara, batzuk joan eta beste batzuk etorri, geratzen garenoi gehituta, talde erakargarria bihurtuz. Denok aritu gara nor baino nor gure mugak gaindituz. Ez genuke ahastu behar gure aurkariak gu-geu garela. Inguruko korrikalarien aurka lehian aritzea, nire aburuz, iñora ezkaramatzan bidea da.

Ba hor ibili gara Bilboko (bueno eta Deustuko…) kaleetan zehar korrikan, gozatzen eta irrikan gehien betetzen gaituena egiten. Niretzako bigarren maratoi erdia aste baten mugan. 4:30/4:40an lasterketa egitea izan dut helburu eta tarte askotan horretan ibili naz baina ibilibidean eman den makiña bat estutasun, korrikalari larregi bide estuegietan. Joan gaitezen esnatzen, hasi gaitezenezetz esaten behar bezala antolatuak ez dauden lasterketei muzin egiten. Korrikal egitea baldin bada gehien betetzen gaituena, ezkaitzatela sartu irteerarik gabeko laberinto batean. Etekiñaren bila, detaile txikiak ahastuta, ospe handiko lasterketen bila dabiltza baina ez dute merezi, handitasunetik lar urrun daudelako. Ez noa gehiago esaten, norberak bere ondorioak atera ditzala atzoko lasterketarekiko.

wpid-img-20151018-wa0025.jpg

Recuerdo que el año pasado escribí, también, una de mis crónicas sobre esta carrera en la que hoy, aparte de como escritor, he tomado parte en ella como corredor. Tendría que leerme, de nuevo, la crónica, pero si mal no recuerdo, escribí algo así como que Bilbao, poco a poco, iba haciéndose un hueco en el circuito de las grandes maratones. Pues, perdonarme mi espíritu crítico, pero ese hueco ha de ganarse a base de mimar al/a corredor/a y pienso, que a esta carrera aún le queda para ser grande. Dando ya por perdida la batalla de las duchas…no sé, mientras sigamos premiando los números sobre las personas… Ya vale de pensar en beneficios, ya vale de pensar en negocios y ya está bien de que primen los números por encima de las personas. Pienso que Bilbao es una ciudad con inmejorables condiciones como para tener un circuito competitivo para la práctica del maratón. Las comparaciones son muy odiosas y no quiero medirme con nadie y ni lo haré pero en las ciudades del entorno, no escatiman esfuerzos a la hora de buscar el mejor circuito posible para su maratón, ¿por qué en Bilbao no puede ser? ¿Por qué Bilbao, teniendo un circuito que no tienen nada que envidiar a nadie, no apuesta por ello? No me corresponde a mí contestar a estas preguntas.

Yendo a la carrera en sí, lo más grande y beneficioso, ese sí que es un tesoro a cuidar, han sido tod@s y cad@ una de l@s correres/as que con todo el entusiasmo del mundo, nos hemos reunido en la zona de Uribitarte. En serio, no me quiero convertir en sabelotodo pero una cerrera de tant@s corredores/as hacerles correr por una carretera por donde apenas había sitio para tod@s. Me voy a tranquilizar. Hemos dejado atrás las estrechas senditas de la ría y, por fin, ya en la Gran vía y con el ok de mi cuerpo, me he puesto manos a la obra en mi ansiado 4:30/4:40. Es ahí donde he comenzado a trabajar, con ganas, hasta que de vuelta de San Ignacio hacia Sarriko, nos vuelven a meter en otro cuello de botella. O sea, das publicidad a una carrera, pues normal que se te apunte mucha gente. Prepara un circuito acorde con el número de corredores/as que te van a venir. No hay que ser un Iñurrategi de las carreras para darse cuenta de eso. Que no me quiero enfadar. Seguimos por Deusto, Avda Madariaga, el mismo problema de antes. Mucha gente poco espacio. Soy una nube, soy una nube…Por fin se abren las vías, en su paso por el puente de Deusto y la pirata se desvía hacia la derecha. Con todos los respetos para l@s que corrían los diez kilómetros, que tenían tanto derecho como l@s demás de estar ahí, pero ha empezado a haber más espacio para correr más lasai. Otra vez ya en mi 4:30/4:40. Esto de andar bajando de ritmo en los cuellos de botella y volver a ponerme en marcha, me ha ido minando. Pero cuál ha sido mi sorpresa que nos juntan otra vez con la pirata, he tenido que bajar hasta 6 porque era imposible poder avanzar. De verdad, ¿esta carrera no la habrán organizado los hermanos Marx, verdad? Me sentía…las piernas me han empezado a fallar, aunque poco a poco he ido recuperando la marcha, las buenas sensaciones han dejado de acompañarme. Y la guinda del pastel, la espera del avituallamiento, en vallas como corderos al matadero.

De verdad, e insisto, Bilbao tiene muy buenas condiciones para tener un circuito para el maratón, media, pirata…lo que se quiera. Pero hay que querer apostar por ello. Los políticos hoy se estarán poniendo medallas, porque estarán ahí arriba, muy lejos del clamor del vulgo. Pienso que no solo es culpa de ell@s, también es nuestra. Invito a l@s que lean estas líneas a reflexionar y apostar por carreras de calidad, donde se mime a l@s corredores/as, donde claro que se busque el beneficio pero se cuiden las formas y por supuesto, por favor, piensen un poco y cuiden los pequeños detalles. Un ejemplo de lo que no es lo que planteo es lo de ayer. Da rabia pensar que con la riqueza que se da en Bilbao en cuanto a la cantidad y calidad de personas que corremos, solo prime el número económico final. Una pena

You may also like...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: